La nueva firma del periodista

Digital Identity Mapping
Digital Identity Mapping (Photo credit: fredcavazza)

La firma de un periodista no es sólo su nombre al comienzo de una noticia, sino que al leerla, un colega sabe su trayectoria profesional y se hace una idea de la credibilidad de la historia, la descarta por falta de solidez o la pone “en cuarentena” y trata de confirmarla. Hay lectores que hacen lo mismo.

Hace unos dias se conoció un estudio en el que pedían a los ciudadanos de varios países europeos que recordasen el nombre de algún científico. Sería interesante, e incluso sorprendente, saber los resultados que dicho sondeo hubiera deparado si hubiesen preguntado por el nombre de algún periodista.

La firma, y todo lo que ello conlleva, esta construida sobre la base del trabajo hecho anteriormente, las menciones de colegas y no colegas o la participacion del periodista en actividades docentes, por ejemplo.

Ahora bien, cualquier lector avezado puede saber más sobre el autor de una noticia si éste tiene perfil en Facebook, en Linkedin, en Twitter o si escribe blog propio. Puede saber su trayectoria profesional, a quien le gusta leer y a quien no y, bastante a menudo, sus opiniones personales.

Signature de Pierre Bourgeade
Signature de Pierre Bourgeade (Photo credit: Wikipedia)

Esto es consecuencia de la libre publicación de contenidos en internet, a la que los periodistas tienen el mismo acceso que cualquier otro ciudadano, cosa que antes no era posible, sencillamente porque a un periodista, por ejemplo, no le dejan escribir u artículo de opinión en su medio. Ni antes ni ahora, salvo contadas excepciones.

Estamos en una nueva situación en la que  la firma no es sólo la firma, es también la identidad digital del periodista, que puede consultarse públicamente, que puede contrastarse para saber si el autor de su perfil miente o exagera, y que proporciona una mayor transparencia a la actividad de los medios de comunicación porque los lectores pueden saber quién escribe qué en qué medio y hasta ponerle cara a su firma.

¿Es esto positivo? Personalmente pienso que sí y que refuerza la credibilidad de los periodistas y del periodismo.

Ahora bien, también es una opción estar ausente del mundo digital, pero salvo que seas un crack en tu profesión, el silencio en la red puede no ser una buena opción, sobre todo porque también las empresas buscan aquí el perfil  de los candidatos a un empleo.

Invitados quedan a compartir su acuerdo o desacuerdo en los comentarios.

Anuncios

Comentar

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s