Cinco pavos por unos versos

En 1948 la revista Radio Mirror ofrecía a los lectores 5 dólares por cada poema que les enviaran y se publicara en su página Bookends. El mejor del mes recibiría un premio de 50 dólares. Mi amigo J. me cuenta que en su otra vida envió algunos a la revista porque la pensión de veterano de guerra (había peleado en el Pacífico) no le daba para mucho y además era bastante tímido para ligar con las chicas de entonces, las únicas que al parecer enviaban poemas a la publicación.

“Más o menos igual de tímido que ahora”, le digo, pero no me hace ningún caso y sigue atento la evolución de une hermosa mujer que está pasando por delante de la terraza. “Luego lo mismo escribo algo y te lo enseño”, me contesta mientras sorbe un trago de su copa de coñac de media tarde.

Imagen de la revista Radio Mirror

Me pregunto si aún hoy seguirán existiendo publicaciones que paguen dinero contante y sonante a cambio de unos versos. Mucho me temo que se cotizan mejor vídeos de inundaciones y otros sucesos más o menos escabrosos, aunque el temor me la guardo y no se la digo a J., no vaya a ser que cambie de opinión, deje de escribir y piense que más valen cinco pavos en mano que cientos de versos volando.

Anuncios

2 comentarios en “Cinco pavos por unos versos

Comentar

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s